Clicant la imatge + F11 es veu més gran. Els arxius raw es revelen amb lightroom :-)

dijous, 10 de setembre de 2015

Adiós! ahí te quedas. Ara és l'hora!


Las relaciones entre dos son francamente difíciles y más cuando, uno de ellos se cree superior, quizás sea verdad que él es (fué) más grande y  más fuerte,  pero no puede designarse como dueño y señor del otro ante el mundo. Debemos partir del reconocimiento de ese otro, de no ser así y de permanecer en la posición de posesión es una equivocación, nadie es dueño de nadie. El derecho de conquista no es eterno, este tipo de creencias pertenece a otro tiempo, la propiedad de las personas o de los pueblos ya no existe. Por suerte las sociedades han evolucionado mucho para el bien de las personas, quien no lo entienda tiene un problema gordo.
En la relación entre Catalunya y España esta propiedad vendría dada por derecho de conquista por las armas des de hace tres siglos. En el siglo XXI ya es hora de revisar esos "derechos" de conquista. Catalunya intenta ir a las urnas para decidir que quiere ser a partir de ahora y este derecho no se puede ningunear,  de lo contrario es inadmisible que España sea un país democrático.
Si queremos una Unión Europea fuerte, deberemos de reconocer a todas las nacionalidades que la componen, en caso contrario nunca habrá estabilidad.
Una casa se construye ladrillo a ladrillo y cada pueblo, cada nación, cada cultura debe de diferenciarse, no debe de ser fagocitada por otra. Quien no lo quiera ver así actúa contra la soberanía de los pueblos y contra la esencia de las Naciones Unidas y eso tiene otro nombre.
Negar el derecho a decidir de un pueblo, es negar uno de los derechos  fundamentales que tenemos todos.
Si uno pierde la dignidad como persona o como pueblo, pierde parte esencial del ser. Son esas líneas rojas que no se pueden traspasar. Los catalanes tenemos nuestra dignidad, la cual, es atacada a diario por todos los órganos informativos del gobierno y de la mayoría de representantes políticos españoles. Como personas y como pueblo estamos dispuestos a luchar para conservarla de forma pacífica y bajo el amparo de las leyes internacionales, no bajo las leyes escritas por los mismos políticos que nos niegan a diario. De no ser así estaríamos muertos como personas y como pueblo. Es una cuestión de supervivencia y ya sabéis que para sobrevivir todos somos capaces de luchar y darlo todo.
Los catalanes no tenemos futuro dentro de España, los ataques continuados contra nuestra cultura, contra nuestra señas de identidad, contra nuestra esencia, contra nuestros intereses como pueblo, que son absolutamente legítimos, lo demuestran. Hemos llegado al final del camino, la historia se ha terminado, vamos a decidir si lo más conveniente es el "divorcio" y lo haremos por las urnas. Las presiones de la maquinaria del Estado no permiten que las elecciones sean bajo un clima de normalidad (seremos expulsados de los organismos internacionales, el ejército restaurará la "legalidad", etc, etc.). Hay mucho juego sucio y las fuerzas están desequilibradas y eso no es correcto. La política de la amenaza y el miedo dice mucho en contra de la clase de Estado al que estamos sometidos, se creen que somos sus súbditos. 
Nosotros hemos intentado hacer las cosas (evolucionar como pueblo) según las reglas (leyes) pactadas pero, no ha sido posible, hemos agotado todos la vías legales de solución del conflicto en época democrática. No creemos en un Estado español que tiene un "Tribunal constitucional" instrumentalizado al servicio del gobierno y no del pueblo, eso sí que es inconstitucional. Sistemáticamente anula todas las decisiones de nuestro "Parlament" elegido democráticamente por el pueblo de Catalunya.
No podemos seguir juntos, hemos tocado techo, el techo que nos habéis impuesto y que cada vez es más bajo, "the game is over" y, como no, estamos hartos de ser humillados!!!
Os dejo esta imagen, una planta que con su zarcillo quiere estrangular la hoja de la otra planta vecina  para poder crecer, al final de tanto apretar la planta estrangulada se liberará  de la hoja aprehendida y ésta seguirá su camino y le dirá:  ¡Adiós, aquí te quedas! 

 ¡Ei! de buen rollo.  Espero que lo entiendas, aunque mucho me temo que no va a ser así. 

10 comentaris:

  1. Y eso sin mencionar el tema económico... que pesa, y mucho, de hecho si no fuera por nuestra economia fuerte, hace tiempo que nos habrían dejado marchar, pero claro que te vaya la vaca que más leche da, cuesta de asimilar y haces imposibles.

    ResponElimina
  2. Molt ben explicat Eduard !!!
    Ara és l'hora de votar i començar un país més just i més lliure

    ResponElimina
  3. Enhorabona Eduard !!!
    Ramon Faura

    ResponElimina
  4. Ostres quina metàfora tant ben trobada! Felicitats!

    ResponElimina
  5. Moltes gràcies per les vostres paraules de recolzament cap al procés. Difícilment en sentirem alguna que vingui de fora. Imagino que si aquest fet passes en qualsevol altre lloc de la península nosaltres seriem un clam solidari cap a l'altre poble que reivindiqués la seva llibertat. Em pregunto..., què els hi hem fet perquè estiguin en silenci? BONA DIADA A TOTHOM !!*!!

    ResponElimina
  6. Y yo que creía que los catalanes no sabíais escribir en castellano :-p

    ResponElimina
    Respostes
    1. Je,je,je, aquest catalanet va ser obligat a aprendre a llegir i escriure en espanyol :-) , ni immersió ni òsties, i així he sortit de tort. Una abraçada Pepet

      Elimina
  7. Què ben explicat Eduard !!! Clar i entenedor per qui ho vulgui entendre des del respecte.
    Una abraçada !

    ResponElimina
    Respostes
    1. Va destinat als companys espanyols que els hi arriba la informació totalment tergiversada, encara que és molt difícil entendre.-ho bé. Com deia un ahir a la mani un senyor, els catalans som "mil leches" i ells no ho entenen perquè no saben el que és ser un poble diversificat i inclusiu. Ptns

      Elimina